Comer frutos secos a diario ayuda a prevenir la obesidad

Creado El 19 noviembre, 2018 | 0 Comentarios

Comer frutos secos a diario ayuda a prevenir la obesidad

Los frutos secos, al contrario de lo que se piensa de manera generalizada, pueden ayudar a prevenir la obesidad, según dos estudios que se van a presentar en la Reunión Anual de la Asociación Americana del Corazón, que tendrá lugar en Chicago. El primer estudio trataba de buscar una relación entre el consumo de nueces y cacahuetes (aunque éstos, en realidad, son legumbres oleaginosas, no frutos secos) a largo plazo y la variación del peso. Para ello, trabajaron durante varios años con datos de un total de 126.190 participantes de tres estudios: el Estudio de seguimiento de Profesionales de la Salud, el estudio de Salud de las Enfermeras y el Estudio de las Enfermeras II. Los cuestionarios de estos estudios se realizaban cada cuatro años en cada uno de estos estudios. Se observó que el consumo diario de una ración de nueces o cacahuetes estaba relacionado con menor riesgo de obesidad en un intervalo de cuatro años. También la sustitución de una ración de alimentos con bajo valor nutricional por una de frutos secos determinaba menor aumento de peso en un plazo de cuatro años. El principal autor de esta investigación, Xiaoran Liu (Departamento de Nutrición de la Facultad de Salud Pública de Harvard), señala que “la población tiende a considerar los frutos secos como alimentos ricos en grasas y calorías y no los consideran snacks saludables, pero lo cierto es que se asocian con una menor ganancia de peso”. Explica que incluir “una ración de nueces en la dieta para sustituir alimentos menos saludables podría ayudar a prevenir la ganancia de peso gradual y reducir el riesgo de patologías cardiovasculares”. El segundo estudio, realizado en la Universidad de San Diego y dirigido por Mee Young Hong, comparó la sensación de saciedad y la respuesta de glucosa e insulina con 36 gramos de pretzels (galletas saladas) o 20 gramos de nueces de Brasil (cantidades equivalentes desde el punto de vista calórico) como un alimento más de la dieta. Se observó que ambos snacks aumentaban la sensación de saciedad, aunque ésta era mayor en el caso de los frutos secos. Las nueces estabilizaron la glucosa y la insulina postprandial (tras su ingesta), lo que podría ser beneficioso para prevenir la diabetes y la ganancia de peso. No así los pretzels, que generaron un incremento  de la glucosa en sangre y la insulina al cabo de 40 minutos de haberlos ingerido. Ambos estudios apuntan a los frutos secos en cantidades moderadas como una excelente opción como snack entre...

Leer más »

El ejercicio previene la osteoporosis postmenopáusica

Creado El 15 noviembre, 2018 | 0 Comentarios

El ejercicio previene la osteoporosis postmenopáusica

Así lo demuestra un nuevo estudio llevado a cabo por investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Denver y la Universidad de Colorado presentado en la conferencia de la Sociedad de Fisiología Americana sobre Enfermedades Cardiovasculares, Renales y Metabólicas: Implicaciones Sexuales Específicas para la Fisiología, que se celebra en Knoxville (USA). El declinar de la función ovárica implica una disminución del nivel de estrógenos en la mujer y una de sus consecuencias es a nivel esquelético, pudiendo disminuir la densidad ósea, aumentando el riesgo de osteoporosis y fracturas óseas. Este trabajo demuestra que se minimiza este riesgo tanto con el ejercicio físico como con la terapia hormonal sustitutoria. Aunque ya era conocido que el ejercicio físico estimula la formación de hueso, este estudio lo corrobora en mujeres con déficit de estrógenos. Todas las mujeres estudiadas tuvieron una pérdida temporal de la función ovárica que disminuyó los niveles de estrógeno. Un grupo de mujeres recibió suplementos de estrógenos y también realizó ejercicio de resistencia supervisada; mientras que otro grupo no recibió terapia hormonal, pero hizo ejercicio. Los grupos que sólo hacían ejercicio estaban protegidos contra la disminución de la densidad ósea al igual que las que, además, recibieron estrógenos. Sin embargo, la disminución de estrógenos circulantes origina otras consecuencias que el ejercicio no parece aliviar, como la disminución de la tasa metabólica en reposo, la pérdida de masa muscular o la acumulación de grasa abdominal. Estos síntomas sí se previenen con la terapia hormonal sustitutoria. El problema está en determinar la duración máxima de esta terapia y que hay mujeres que la tienen contraindicada por sus antecedentes familiares o ginecológicos, por eso es positivo saber que, al menos, la pérdida ósea la pueden evitar con una buena actividad...

Leer más »

Los alimentos rojos, púrpura y azules reducen el riesgo de enfermedad cardiovascular

Creado El 12 noviembre, 2018 | 0 Comentarios

Los alimentos rojos, púrpura y azules reducen el riesgo de enfermedad cardiovascular

El color de los alimentos influye en sus propiedades: los alimentos rojos, púrpura o azules ayudan a reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular debido a las antocianinas, unos pigmentos hidrosolubles que están en las vacuolas de las células vegetales de estos alimentos y que pertenecen al grupo de los flavonoides. Se trata de la conclusión de un estudio realizado por el Departamento de Ejercicio y Rehabilitación Deportiva de la Universidad de Northumbria (Reino Unido) y  publicado en la revista Critical Reviews in Food Science and Nutrition. La autora de este trabajo, Glyn Howatson, afirma que “nuestro análisis es la evaluación más amplia y completa de la asociación entre el consumo de antocianinas en la dieta y el riesgo de enfermedad cardiovascular”. Para llegar a esta deducción, se ha realizado la revisión sistemática y el meta análisis de 19 estudios diferentes, con un total de 602.000 participantes adultos procedentes de Estados Unidos, Europa y Australia. En estos, se comparaba el consumo de antocianinas y la aparición de enfermedad cardiovascular y se comprobó que las personas con mayor consumo de antocianinas (es decir, más ingesta de alimentos rojos, púrpuras y azules) tenían un riesgo un 9% inferior de sufrir una enfermedad coronaria y un 8% menos riesgo de morir por motivos relacionados con una enfermedad cardíaca. Además, este estudio también señala que el consumo de antocianinas se relaciona con una mejora en los niveles de colesterol, triglicéridos o presión arterial, así como con un riesgo menor de sufrir diabetes tipo 2 e incluso de muerte prematura. También protegen los capilares de la retina, ayudando a una mejor visión. Además, tienen propiedades antioxidantes y ayudan a prevenir enfermedades infecciosas del sistema urinario. Estos pigmentos se encuentran en las moras, arándanos, frambuesas, grosellas, cerezas, ciruelas, uvas y lombarda, entre otros...

Leer más »

La dieta mediterránea reduce el riesgo de degeneración macular por la edad

Creado El 2 noviembre, 2018 | 0 Comentarios

La dieta mediterránea reduce el riesgo de degeneración macular por la edad

Un beneficio más de la Dieta Mediterránea, esta vez para nuestros ojos: el seguimiento de una dieta mediterránea reduce las posibilidades de desarrollar Degeneración Macular relacionada con la edad (DMAE). Es la conclusión de un trabajo que se ha presentado en la reunión anual de la Asociación para la Investigación en Visión y Oftalmología en Honolulu (Hawai). La principal investigadora, la Dra. Benedicte MJ Merle de la Universidad de Burdeos (Francia), señala que “una mayor adherencia a la dieta mediterránea está asociada con un 39% menos de riesgo de desarrollar una DMAE avanzada”. Para llegar a esta conclusión, el equipo de investigadores de la Dra. Merle trabajó con la base de datos del Consorcio EYE-RISK de Rotterdam, incluyendo a 4.446 participantes de 55 años o más y 550 de 73 años y más del estudio ALIENOR sobre la relación entre nutrición y enfermedad ocular. En total 117 participantes del estudio de Rotterdam y 38 del ALIENOR desarrollaron DMAE. Los investigadores recopilaron información de la dieta de los sujetos al inicio del estudio a partir de unos cuestionarios en los que se preguntaba sobre la frecuencia de los alimentos y asignaron una puntuación entre 0 y 9 en función del consumo de frutas, verduras, cereales, legumbres, pescado, carne, productos lácteos y alcohol, también teniendo en cuenta la edad, el sexo, el grado de DMAE al inicio, ingesta total de energía, IMC, diabetes, hipercolesterolemia e hipertensión. Se comprobó que aquellos que tenían una puntuación más alta (por hacer mayor seguimiento de la dieta mediterránea) tenían un menor riesgo de sufrir degeneración macular por la edad. La experta Jessica D. Todd, instructora clínica y directora de programas del departamento de nutrición de la Georgia State University (Atlanta) ha señalado al respecto de esta investigación que “se ha demostrado que la dieta es un factor de riesgo importante en el desarrollo de la DMAE. La luteína y la zeaxantina (carotenoides que se encuentran ampliamente en los vegetales verdes, amarillos y rojos), así como los ácidos grasos poliinsaturados omega-3, presente en pescados grasos como el salmón, la caballa y las sardinas, son nutrientes clave que reducen el riesgo de desarrollo y avance de la degeneración macular por la edad”. Además, Todd también apunta que “la dieta desempeña un papel en la prevención y el tratamiento de las enfermedades crónicas”. Por ello, “educar sobre cómo adherirse a un patrón de alimentación saludable, como la dieta mediterránea, podría afectar la salud del paciente a gran escala”. Según la OMS, la DMAE es la tercera causa mundial de discapacidad visual y la principal causa de discapacidad visual en los países industrializados, y de ahí la importancia de la investigación sobre su prevención y...

Leer más »