Aprovechemos esta época de frío para adelgazar

Creado El 19 Enero, 2015 | 0 Comentarios

16186542156_152c65b3d1_z

Como ya hemos comentado otras veces, la grasa parda es la encargada de generar calor para mantener la temperatura corporal. A diferencia de la grasa blanca, que almacena el exceso de energía, la grasa marrón quema energía. Se pensaba que la grasa parda estaba presente sólo en los bebés, pero se han hallado reservas recientemente en los adultos alrededor el corazón, el cerebro, el cuello y la médula espinal.

Debido a que vivimos en ambientes con temperaturas controladas, la necesidad de la grasa parda ha disminuido con el tiempo. Se ha observado que los trabajadores al aire libre en el norte de Finlandia, que están expuestos a temperaturas frías, tienen una cantidad superior de grasa marrón en comparación con los de la misma edad que trabajan en el interior, con menos frío. Además, sabemos que las personas obesas poseen niveles más bajos de grasa marrón.

Unos investigadores de la University of California, Berkeley, en Estados Unidos, han encontrado que la exposición a bajas temperaturas aumenta los niveles de una proteína llamada factor de transcripción Zfp516, que es la responsable de la transformación de grasa blanca en grasa marrón. Además, hay evidencia de que la grasa marrón también puede beneficiar al metabolismo y la resistencia a la insulina. Este trabajo se ha publicado en la revista “Molecular Cell”.

Aunque no lleguemos a los niveles de los trabajadores en exteriores de Finlandia, sí que es bueno saber que unos paseos al aire libre en esta época de frío nos pueden ayudar a fabricar más grasa parda y a perder peso.

Preguntar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *